08 agosto 2015

La Aspiración de Perón

Perón fue un gran líder, con una gran visión de futuro para todos los argentinos, nunca visto en la historia de nuestro país. Él resolvía  de una manera tan sencilla, lo que para otros era tan complicado. Perón eliminaba la incertidumbre de la mente de los argentinos, llevando a los hogares tranquilidad, paz y seguridad. Al otro día los trabajadores argentinos se levantaban con ánimos de ir a trabajar porque había un hombre que estaba luchando no solo por su bienestar, progreso y futuro sino también el de su familia. Esto se debe a que Perón  consideraba al conjunto de la población como la verdadera riqueza de la nación. En la cual el trabajo, los trabajadores y la organización de los mismos representaban y representan la matriz de esa riqueza. Este es el principal motivo por el cual a la Sociedad Argentina lo que más le interesa es que se apliquen el cien por ciento de su doctrina y de las acciones de gobierno del general, para poder vivir y seguir viviendo dignamente y disfrutar de los placeres de la vida.

Perón decía, a mí solo me interesa la situación de mi país, como la veo y como la defiendo. Porque para nosotros, es el pueblo el que decide; para nosotros es el pueblo el que gobierna por intermedio de sus representantes. Y para nosotros, es para el pueblo, exclusivamente para el pueblo, para el estamos obligados a trabajar, porque para eso se nos ha elegido y para eso se nos paga en nuestra función. Es por eso que nuestra política aspira y aspirará siempre a una política de masas, de masas populosas.
Mientras los argentinos juremos aquí, en el templo de la ley, cumplirla y hacerla cumplir hasta morir, construiremos BAJO su protección y a su sombra la Argentina con que nosotros, los Justicialistas soñamos. La Argentina del Trabajo, Progreso, Desarrollo y Futuro.

Evita dijo desde el primer momento yo vi su corazón, y sobre el pedestal de su corazón, el mástil de sus ideales sosteniendo cerca del cielo la bandera de su Patria y de su Pueblo. Es por eso que los argentinos tenemos un camino, un vía que nos lleva a la construcción de un futuro esplendoroso para toda la sociedad.  Pero debemos ser buenos predicadores y realizadores de la doctrina peronista para poder  colaborar de manera eficiente en la construcción de esta gran obra.

Nosotros, y nuestros hijos nos merecemos lo mejor y esa es la verdadera aspiración del peronismo. Apuesta  a un mejoramiento moral y material de los argentinos. Los gobernantes deben saber que deben impedir en todo momento que los trabajadores lleguen a un estado de necesidad, porque sepan bien los que no quieren saber o fingen no saberlo, que el estado de necesidad, está al borde del estado de peligrosidad, porque nada hace saltar tan fácilmente los diques de la paciencia, más en los tiempos que se avecinan donde el trabajador adquirirá mayor madurez de lo ya ha adquirido, y no soportará ninguna clase de injusticias por parte de los gobiernos, porque ellos saben que son ellos los encargados y tienen la obligación de evitar que se produzcan las injusticias principalmente hacia los trabajadores. Porque en sus manos están la elaboración de la riqueza nacional.

Por eso pensamos y actuamos que los problemas sociales se resuelven de una sola manera, obrando consientemente para buscar una perfecta regulación entre las clases diferentes clases sociales, procurando una armonización perfecta de fuerzas, donde la riqueza no se vea perjudicada y propendiendo por todos los medios un bienestar social, donde cada argentino pueda con el esfuerzo de su trabajo, dedicación progresar y construir  un futuro mejor.

Compañeros el camino está y en nosotros está en querer tomarlo. El futuro no se adivina, se construye. Por un Futuro Mejor, Diario Peronista.

Por Carlos Ravagni & Guillermo Ravagni